Las bebidas que los bailarines debieran evitar

Por Emily C. Harrison para Dance Informa | Capezio – Trad.: María José Lavandera A fuerza de altas temperaturas y entrenamientos que tienden a deshidratar fuertemente a los bailarines en esta época, es que esta nota resulta sumamente esclarecedora. Nuevamente a cargo de Emily C. Harrison, ex bailarina y nutricionista, da algunas pautas en este […]

lunes, 20 de enero de 2014 |

Por Emily C. Harrison para Dance Informa | Capezio – Trad.: María José Lavandera

A fuerza de altas temperaturas y entrenamientos que tienden a deshidratar fuertemente a los bailarines en esta época, es que esta nota resulta sumamente esclarecedora. Nuevamente a cargo de Emily C. Harrison, ex bailarina y nutricionista, da algunas pautas en este artículo publicado en Dance Informa para Capezio:

¡Bailar es un trabajo que da sed! Sabemos que la hidratación es importante, pero no se debería tomar cualquier cosa. Si te tomás seriamente la danza y tu salud, es importante seleccionar las bebidas correctas para aplacar la sed. Generalmente, la mayoría de las cosas en medidas moderadas están bien. Sin embargo, algunas bebidas pueden tener serios efectos en la salud y debieran ser evitadas.

1) Las bebidas energéticas

[En Estados Unidos] esta industria factura 5.7 millones de dólares por año, y la Administración que controla la industria medicinal y alimenticia (FDA), está investigando muertes y lesiones posiblemente asociadas a estas bombas de cafeína. En los Estados Unidos, la FDA está considerando tomar acciones para limitar las bebidas energéticas y su marketing falso. Una bebida energética tiene aproximadamente la misma cantidad de azúcar que 30 caramelos, pero el efecto estimulante de la “sacudida” energética que provoca no proviene tanto del azúcar, como de los 200-350 mg de cafeína que tiene cada lata. La energía real para bailar sólo viene cuando comés y metabolizás comida “real”. Las altas dosis de azúcar en estos productos te ofrece una breve explosión de energía rápida, pero es la cafeína que estimula el sistema nervioso central. Ciertamente, un poco de cafeína está bien y te puede poner un poco más alerta. Sin embargo, un exceso de cafeína cada día pone a los bailarines en posición de vulnerabilidad para las lesiones por tres razones principales:

a)   La cafeína es un supresor del apetito y provoca nerviosismo, de manera tal que los bailarines podrían accidentalmente o intencionalmente ejercitarse sin suficiente combustible real (calorías), lo cual puede llevar a una lesión.

b)   Las bebidas energéticas llevan a un incremento en la pérdida de fluidos del cuerpo y los primeros dos signos de deshidratación son fatiga y poco equilibrio.

c)    Las bebidas energéticas y otras bebidas con altas dosis de cafeína son a menudo acidificadas, lo cual puede llevar a un incremento de la pérdida de calcio de los huesos, poniendo a los bailarines en un alto riesgo en relación a fracturas por estrés en el largo plazo.

2) Evitar los jugos, los deshidratados y los licuados con excesivas dosis de vitaminas

Generalmente el cuerpo no absorbe bien los nutrientes, cuando son tomados en altas cantidades no naturales de una sola vez. Nuestros cuerpos absorben nutrientes mejor cuando son obtenidos de comida verdadera, ya que cada alimento contiene distintos factores en su justa proporción para que colaboren de modo tal que las vitaminas sean absorbidas en nuestros sistemas de la manera en que estaban destinadas por su configuración natural. Los bailarines debieran tomar suplementos con cautela, incluyendo aquellas bebidas conteniendo suplementos.

Las Vitaminas de complejo B son habitualmente agregadas a los jugos, las barritas y las bebidas energéticas. Pero poca gente carece efectivamente de Vitamina B cuando comen una dieta normal. Las Vitaminas B por sí mismas no ofrecen energía; son los carbohidratos, la grasa y las proteínas que logran eso.

Sean cuidadosos con los polvos efervescentes de Vitamina C. Típicamente necesitamos entre 45 y 85 mg de Vitamina C por día, no 1000 mg. La Vitamina C bajo la forma de ácido ascórbico, tomada en altas dosis, resulta en pérdida de calcio de los huesos.

Algunos suplementos están bien y pueden ser necesarios. La Vitamina D, por ejemplo, es difícil de obtener a través de la dieta y los bailarines no siempre pueden estar al sol. De esta forma, los bailarines pueden necesitar un suplemento con 400-600 ui. ¡Pero no hay que irse por las ramas! La Vitamina D en dosis extremadamente altas puede ser tóxica. Debiera hablarse previamente con un dietista para analizar cada caso y las cantidades que personalmente se necesitan.

3) Evitar las bebidas azucaradas.

Los bailarines no se pueden dar el lujo de tomar calorías vacías. Muchas gaseosas, tés y jugos pueden tener más azúcar que una bolsa de caramelos. Por otra parte, las bebidas dietéticas y libres de azúcar pueden tener endulzantes artificiales, que pueden ser hasta 600 veces más dulces que el azúcar refinado común. Cambian nuestra percepción de cómo debiera saber lo dulce, ya que engañan a los perceptores del gusto en la boca. De esta manera, queda ensombrecido el sabor dulce de una frutilla o una zanahoria.

Los alcoholes de azúcar (xilitol, sorbitol, etc.) también son de bajas calorías, pero pueden causar dolores de estómago y gases si son consumidos en demasía. Incluso aquellos así llamados endulzantes naturales son procesados. No te dejes engañar por el término “natural”, no significa nada cuando de bebida y comida se trata. Esta palabra sólo puede aplicar cuando se trata de carne, pollo o huevos.

Las mujeres que regularmente toman bebidas azucaradas podrían estar a un mayor riesgo de sufrir enfermedades cardíacas  e infartos, incluso cuando no suban de peso. Estas bebidas son las responsables de que la medida de cintura de las mujeres se ensanche, incluso cuando su peso sea el mismo.

Sólo hacer el cambio a tomar agua la mayoría del tiempo puede hacer una enorme diferencia a lo largo del tiempo.

Fuentes:

1. Malinauskas BM et al.  A survey of energy drink consumption patterns among college students. 2007  www.nutritionj.com/content/6/1/35

2. www.nytimes.com/2012/11/16/business/scrutiny-of-energy-drinks-grows.html

3. FDA Investigation into adverse effects of energy drinks. www.fda.gov/downloads/AboutFDA/CentersOffices/OfficeofFoods/CFSAN/CFSANFOIAElectronicReadingRoom/UCM328270.pdf

www.fda.gov/Food/NewsEvents/ucm328536.htm

4. Tufts University Health and Nutrition Newsletter 2013.

Artículo publicado en inglés en Capezio Dance News powered by Dance Informa.

Comentarios

*

Notas relacionadas