Aprender y disfrutar: Retiro verano en danza

Los días 6, 7 y 8 de febrero de 2016 se realizará un retiro de danza a cargo de grandes maestros como Mario Galizzi, Maximiliano Guerra y Cristina Gómez Comini, entre otros, en El Castillo Hotel, en Valle Hermoso (Córdoba, Argentina). Una experiencia única, para que estudiantes puedan disfrutar y aprender.

Miércoles, 04 de noviembre de 2015 | Por Maria José Lavandera

¿Un espacio para bailar el día entero en un lugar paradisíaco y con grandes maestros? Esa fue la idea de los hermanos Fábrega, dueños de El Castillo Hotel en Valle Hermoso –Córdoba, Argentina-, un espacio de estética palaciega, emplazado en un contexto de cierto encantamiento natural.

Organizan un retiro para estudiantes de danza que se realizará entre el 6, 7 y 8 de febrero de 2016, en el que participarán con una serie de clases intensivas los maestros Mario Galizzi para ofrecer las clases de danza clásica, Maximiliano Guerra y Patricia Baca Urquiza para Variaciones, Cristina Gómez Comini para Barre a Terre, Graciela Ríos Saiz para danza bolera y con la participación especial de Marisa Ferri, en un homenaje a la gran bailarina argentina, Olga Ferri.

Fabián Fábrega, director del hotel y gestor de la iniciativa, nos cuenta un poco más al respecto en entrevista y anticipa lo energía positiva con que buscan encarar este proyecto: “Lo más especial del Castillo es el amor que sentimos por él quienes trabajamos allí. El amor con que revivimos el antiguo edificio, y el amor con el que lo cuidamos día a día, se percibe en cada rincón. Eso hace que las personas que lo visitan se sientan muy bien. Todos dicen que es un lugar mágico y que sienten alegría apenas cruzan las puertas de entrada. Quienes participemos del retiro vamos a ser parte de un evento muy original, rodeados de gente buena y cosas buenas”. 

R: ¿Cómo surgió esta idea/posibilidad de generar un retiro de danza en Córdoba?

FF: Desde pequeños el arte ha sido parte fundamental de nuestras vidas y de nuestros sueños, principalmente a través de la música, la pintura y la fotografía. Hace una década, junto a mis padres y hermanos creamos El Castillo Fabrega Organizational Center, un hotel a través del cual intentamos hacer realidad cada uno de esos sueños. 

El Castillo, es un espacio habituado a organizar espectáculos y encuentros de alto perfil. Foto: Gentileza.

El Castillo, es un espacio habituado a organizar espectáculos y encuentros de alto perfil. Foto: Gentileza.

R: ¿Qué relación previa tenían con la danza?

FF: Desde pequeños estudiamos danzas folklóricas, y mi hermana ha practicado otros géneros también. Pero yo conocí la danza clásica hace sólo dos años, cuando mi hermana insistió para que la acompañara a una clase. Desde entonces no paramos de tomar clases y ahora ¡mi hermano y mi mamá también se han sumado!

Esperamos que participen chicos y grandes. La idea de estar en un mismo lugar durante tres días con sus noches, compartiendo el amor por la danza con personas sensibles, recibiendo enseñanzas de grandes artistas y maestros, disfrutando de la tranquilidad del paisaje, descubriendo la inspiradora historia del castillo, comiendo rico y durmiendo bien… Nos pareció genial. No habíamos realizado nunca un evento de este tipo, pero si llevarlo a cabo estaba dentro de nuestras posibilidades. Por más remotas que pareciesen al principio, debíamos intentarlo. 

El Castillo, un lugar mágico, que se poblará de grandes maestros. Foto: Gentileza.

El Castillo, un lugar mágico, que se poblará de grandes maestros. Foto: Gentileza.

R: ¿Cómo eligieron a los maestros que acompañarán estas jornadas?

FF: La trayectoria de estos profesores, como artistas, como maestros, como hacedores, es asombrosa; pero además, son personas que admiramos muchísimo y nos inspiran a continuar trabajando para aportar nuestro granito de arena a un mundo mejor. 

Conocimos a cada maestro casi sorpresivamente. A Mario Galizzi nos lo presentó por casualidad Cristian Axt -pianista y compositor argentino radicado en Viena-, a quien a su vez conocimos como huésped en El Castillo. Luego Mario también se hospedó en El Castillo, y mientras disfrutaba de su estadía, un día nos dijo, espontáneamente, “si quieren, ahora al mediodía les doy una clase privada a los tres hermanos”. ¡Nos sentimos tan orgullosos de saber que tomamos nuestra primera clase de ballet con Mario Galizzi! 

A Cristina Gómez Comini, tomando clases en Danza Viva, su estudio de la Ciudad de Córdoba, y asistiendo a las maravillosas obras de su compañía de danza contemporánea. Ella y Graciela Ríos Sáiz fueron las primeras personas que comentaron que sería una idea genial hacer algo en El Castillo. 

A Graciela Ríos Sáiz la conocemos porque ella vivió de niña en la misma ciudad donde nosotros crecimos, Villa Mercedes (San Luis). Siempre seguimos su carrera y sus obras, pero hacía décadas que no la veíamos; reencontrarla ha sido una alegría enorme. La Danza Bolera es hermosa, y creo que a todos los amantes del ballet les encantará.

A Marisa Ferri, quien presentará un homenaje a la gran Olga Ferri, su querida tía, la conocimos en sus clases en Ballet Estudio y compartiendo gratos momentos con su equipo de trabajo. Damián Risso, quien será el pianista de clase de nuestro Retiro de Danza, es parte de ese equipo.  

No conocíamos personalmente a Maximiliano Guerra ni a Patricia Baca, pero quedamos encantados por la calidez con que nos recibieron en Fábrica de Arte para que les contáramos sobre este Retiro de Danza Clásica. Apenas mi hermana lo vio, no pudo evitar decirle a Maximiliano, con la inocencia y la dulzura que la caracteriza “¡no puedo creer estar aquí, vos sos mi ídolo desde que yo era chiquitita!”. 

R: Olga Ferri fue una de las más grandes bailarinas de nuestro país – ¿de qué manera les resultó motivante poder incluir su homenaje en este retiro?

FF: El homenaje a Olga Ferri por Marisa, nos hace sentir que el Retiro de Danza va a trascender sus límites temporales, viajando de ida y vuelta al pasado y al futuro. No sólo se trata de que todos revivamos el talento, el esfuerzo y los logros de una de las grandes artistas del mundo, sino también de que nos demos cuenta lo que significa inspirar a nuevas generaciones. Hace pocos días estuve conversando sobre el Retiro de Danza en El Castillo con la gran maestra Teresa del Cerro, y ella, emocionada por los recuerdos que tenía de Olga Ferri, me contó detalles de gestos que jamás borrará de su memoria y su corazón; me contó, por ejemplo, que cuando ella era chica y tuvo que estar por primera vez en el Teatro Colón, Olga le prestó su propio camarín porque nadie más se había dado cuenta de que necesitaba un lugar para cambiarse.  

Maestros en El Castillo: Cristina Sánchez Comini, Mario Galizzi, Graciela Ríos Saiz, Maximiliano Guerra y Patricia Baca Urquiza, Marisa Ferri, quien realizará un homenaje a la gran Olga Ferri. Fotos: Gentileza-

Maestros en El Castillo: Cristina Gómez Comini, Mario Galizzi, Graciela Ríos Saiz, Maximiliano Guerra y Patricia Baca Urquiza, Marisa Ferri, quien realizará un homenaje a la gran Olga Ferri. Fotos: Gentileza-

R: ¿Cómo será un día típico en el retiro?

FF: Cada día del Retiro comenzará con un enérgico desayuno, para comenzar la mañana de entrenamiento: barre á terre con Cristina Gómez Comini y clásico con Mario Galizzi. Luego del almuerzo habrá tiempo para descansar o disfrutar de las instalaciones de recreación del Castillo -piletas enormes, tenis, vóley, fútbol, juegos, bowling, atelier de pintura, fotografía y un largo etcétera-, y después nos pondremos a bailar danza bolera con Graciela Ríos Sáiz y, merienda de por medio, variaciones/repertorio con Maximiliano Guerra y Patricia Baca. Cada cena será distinta: en la primera compartiremos el legado de Olga Ferri, en la segunda regalaremos un espectáculo con nuestra banda de folklore argentino, y en la tercera reviviremos una verdadera cena medieval. Antes de la cena medieval, la tercer tarde estará dedicada a presentar una muestra colectiva con todos los maestros y participantes. 

R: ¿Habrá organización por niveles? ¿Cómo estarán preparadas las salas de ensayo y clase?

FF: Hemos preparado todo para que existan dos niveles, pero tal vez podamos hacerlo con un sólo nivel. Eso lo sabremos cuando tengamos la lista completa de participantes. El salón principal del Castillo, que se llama Salón Feudal, es espectacular. Lo diseñó mi hermano Edgardo -él diseñó y dirigió toda la restauración del edificio y la construcción de nuevos ambientes-, y ha recibido reconocimientos internacionales como obra de ingeniería sustentable. Luz natural, piso flotante, techos altos, decoración artística.

R: ¿Qué expectativas tienen respecto de este encuentro?

FF: Estamos muy, muy ansiosos. En menos de un mes hemos hecho quince reservas, por lo que creemos que el cupo se completará varias semanas antes del Retiro. 

R: ¿Qué piensan que es lo más importante que puede llevarse uno de los chicos que asistan?

FF: Inspiración. Alegría. Esperamos que los chicos -y grandes- que participen se vayan con muchas ganas de seguir bailando y, más aún, con ganas de amar al arte como forma de vivir, ya sea como elección profesional o como maravilloso complemento a cualquier actividad. 

+INFO: Cliqueá para participar y obtener más información sobre el retiro

Direccion: Santa Teresa 933 – X5168CES – Valle Hermoso (Cordoba)
Teléfono: +54 (3548) 47-0344

Comentarios

  1. ¿Por qué bailamos en El Castillo? |

    […] ¡Leé la entrevista que nos hizo la revista de danza Revol! […]

*

Notas relacionadas

  • Ciclos Invierno-04
    Compartir

    Finalizó la Selección para la Beca Ballet Estudio…

    Ya fue seleccionado el acreedor de nuestra beca para el prestigioso intensivo de invierno de Ballet Estudio, que se realizará en Buenos Aires durante las últimas dos semanas de julio.

    06-07
  • 1
    Compartir

    Enrique Lommi: Crónicas de un artista enorme

    Por María José Lavandera Enrique Lommi es uno de los […]

    15-07
  • Ballet Estudio, un ámbito cultural, en el que la enseñanza es integral. Foto: Carlos César.
    Compartir

    Marisa Ferri: “La danza es entrar en comunicación…

    Directora de uno de los estudios de danza y ballet con más historia de Buenos Aires, Marisa Ferri avanza y se propone movimiento constante. Además continúa con su tarea docente, que ama: “Me interesa la formación, amo el compromiso y ver el desarrollo de cada uno en el tiempo. El antes y el después, la metamorfosis, el cambio; es un trabajo de orfebrería humana”, relata.

    13-02
  • Luciano Perotto, en "El Corsario", de Argentina. Foto: Cristian Nicollier.
    Compartir

    Tres argentinos en la etapa final de la pre-selecc…

    Son Victoria Ornella Pesce, Luciano Perotto y Camila Bocca. Esta noche se presentarán junto a sus seis colegas brasileños. Se decidirán tres becas para viajar a la competencia en Suiza en febrero de 2015.

    03-10